PASCUA DEL ENFERMO, ACOMPAÑAR EN EL SUFRIMIENTO

El domingo 22 de mayo, la Iglesia española  bajo el lema “acompañar en el sufrimiento” pone fin a la campaña del enfermo (iniciada el 11 de febrero), con la celebración de la Pascua del enfermo, recordándonos que somos llamados a ser portadores de esperanza a cuantos sufren por la enfermedad, sin olvidarnos de cuantos cuidan a los enfermos. Una jornada a la que nos unimos desde Hermanas Hospitalarias.

Con motivo de esta celebración, los obispos de la Subcomisión Episcopal para la Acción Caritativa y Social en su mensaje destacan que el enfermo “es siempre el centro de nuestra caridad pastoral. No podemos dejar de escuchar al paciente, su historia, sus angustias y sus miedos. Incluso cuando no es posible curar, siempre es posible cuidar, siempre es posible consolar, siempre es posible hacer sentir nuestra cercanía”.

El Papa Francisco, en su mensaje de este año, destaca la importancia de la misericordia pastoral que se traduce en presencia y cercanía, señalando la indispensable tarea que realiza la pastoral de la salud, alentándonos a ofrecer la cercanía de Dios a través de su Palabra, la celebración de los sacramentos, proponiendo un camino de crecimiento y maduración en la fe.

Como comunidad hospitalaria, sentimos también está llamada a ser presencia, a ser misericordia, a ofrecer cuidados, a ser posadas del buen samaritano.

Feliz Pascua del enfermo a todos los que día a día os dedicáis a acompañar el sufrimiento.

 

Compartir esta página: