HERMANAS HOSPITALARIAS CELEBRA EL 30 DE OCTUBRE LA FIESTA DE SU FUNDADORA

María Josefa Recio Martín fue una mujer adelantada a su tiempo; su exquisita sensibilidad y ternura ante las necesidades humanas, y su fe firme en Dios le llevaron a comprometerse con las mujeres de su época que padecían trastornos mentales severos. Junto a Benito Menni y su amiga Mª Angustias Giménez fundaron la Congregación de las Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús el 31 de mayo de 1881, en Ciempozuelos (Madrid).

Recién estrenada la Congregación, fundadora y primera superiora de la misma, y habiendo saboreado los encantos del servicio a la persona enferma, María Josefa en un acto de caridad heroica, entrega su vida como verdadera madre, sacrificándose para que otros tengan vida e invitando a sus hermanas a “amarse sinceramente unas a las otras y a tener mucha caridad con las pobres enfermas”.

El 10 de mayo de 2012, Benedicto XVI firma el Decreto por el que reconoce a nuestra fundadora que vivió las virtudes cristianas en grado heroico, declarándola VENERABLE.

Sus últimas palabras fueron de ánimo y esperanza, al recordarlas especialmente en la víspera de la celebración del I Capítulo provincial de España nos sirvan de fortaleza con la seguridad que ella sigue acompañando nuestra andadura hospitalaria.

«¡Ánimo! Desde el cielo rogaré por todas. Digan a las que vengan que a todas las quiero lo mismo, tanto a la primera como a la última que haya de venir a esta Congregación.»

 

¡Comparte!